lentes_progresivas
varilux_malaga
Presbicia o vista cansada

Como su nombre indica, en una lente progresiva, la graduación varía progresivamente.

La parte inferior de la lente está graduada para visión de cerca, la parte central está graduada para la visión intermedia y la superior para visión lejos. Y todos estos pasos sin cortes visibles para una mayor comodidad y estética.

  • La lente progresiva es la solución ideal para todos los présbitas. Con una misma gafa graduada tenemos la posibilidad de ver correctamente a todas las distancias, lleváramos o no gafas anteriormente.

Ventajas en el uso de lentes progresivas

Las lentes progresivas ofrecen, en un mismo par de gafas, una visión nítida y precisa a todas las distancias tanto de lejos como de cerca como en visión intermedia. Con ellas no necesitarás quitarte y ponerte las gafas constantemente, sólo cuando no las necesites

¿Cómo corregirlas?

Lentes progresivas (para ver a todas las distancias)

Hoy por hoy son la solución ideal para corregir la presbicia o vista cansada.

Según el estudio “Los españoles frente a la presbicia”, el 43% de la población mayor de 45 años considera que las lentes progresivas son la mejor solución para la presbicia.

Se trata de lentes que van cambiando progresivamente la graduación de cerca a lejos, ofreciendo la posibilidad de que el présbita pueda ver también a distancias intermedias, siendo también una lente más estética. En el caso de que no tenga graduación de lejos, el progresivo será una gafa de cerca que te permitirá ver a todas las distancias sin tener que quitarte las gafas o ver por encima de ellas.

Lentes monofocales (para ver de cerca)

Las lentes monofocales son las primeras lentes a las que solemos recurrir cuando nunca hemos llevado gafas, ya que solo queremos usarlas en un momento puntual.

Pueden ir sobre una montura normal o sobre una montura llamadas de media luna (pequeñas monturas sobre las que levantamos la vista para ver de lejos).

El inconveniente de los monofocales con monturas de tamaño normal es que no vemos de lejos, esto nos obliga a ponernos y quitarnos las gafas constantemente.

Lentes bifocales (para ver de cerca y de lejos)

Las lentes bifocales son lentes con dos graduaciones. Una para ver de cerca usando la parte inferior de la lente y otra para ver de lejos usando la parte superior. El inconveniente de esta lente es el salto entre una zona y otra y que las distancias intermedias quedan borrosas.